¿Qué es una badana?

Para empezar, creemos necesario explicar la distinción entre lo que es y lo que no es una badana.

Una badana –con D- es una de las piezas que forman un culotte para la práctica del ciclismo, está situada entre las piernas y protege tus partes más sensibles de las rozaduras y de la presión o golpes con el sillín.

El saber no ocupa lugar

Sin embargo, si le cambiamos tan sólo una letra, se convierte en un fruto tropical de color amarillo y forma cilíndrica, marcadamente angulosa según la variedad. Que; aunque sea muy rico en potasio y pueda ser beneficioso para el ciclista, no protege de golpes, ni es una badana que es de lo que hablamos hoy aquí.

Los huesos de la parte inferior de la pelvis son los que más sufren al ir en bicicleta

La badana se diseña alrededor de la parte inferior de la pelvis, dónde se encuentran los huesos púbicos y isquiones. Los huesos isquiones soportan nuestro peso encima de la bicicleta y por lo tanto son los que más en cuenta debemos tener a la hora de elegir una badana. Una buena densidad de espuma 3D en la zona nos protegerá de impactos y rozaduras con el sillín.

 

¿QUÉ BUSCAR EN UNA BADANA?

Para principiantes o ciclistas que están empezando a aumentar su kilometraje recomendamos usar la badana de gel; una badana generalmente gruesa y bastante acolchada. El efecto cojín es una arma de doble filo, nos puede  aportar mucha comodidad en en salidas de corta duración, la zona perineal descansa mucho encima del gel y nos puede parecer que vamos sentados en un sofá, pero en salidas largas (+4h o 80km ) veremos como este oasis empieza a convertirse en un infierno y acabamos odiando la experiencia.

Para ciclistas con más experiencia (con la zona ya más acostumbrada) recomendamos badanas más finas. Las badanas más finas son buenas aliadas contra la irritación. La densidad (que no grosor) de una badana es lo que al final marca la diferencia entre una buena o mala badana, aunque siempre según tus necesidades, ojo.

Es un error llevar una badana que no se ajusta a tus necesidades cómo ciclista; la incomodidad a la hora de repartir tu peso en el sillín o las rozaduras/irritaciones que provocan te harán odiar éste deporte. Cuando se trata de comprar un culotte todos buscamos lo mismo: comodidad en la bici. ¿qué debemos buscar en un buen culotte y por extensión en una buena badana? 3D Foam (o espuma 3D) será una apuesta bastante segura. Fíjate que la badana tenga diferentes densidades estratégicamente dispuestas según la zona.

Lo más importante a la hora de escoger una badana es que esté bien acolchada, con diferentes densidades de espuma. Las badanas 2D tienen un diseño llano y delgado y raramente protegen los isquiones. Cuando elijas un culotte toca siempre la badana e intenta identificar las diferentes densidades de espuma. De forma general, cuantas más capas o densidades tenga, mejor.

Muy importante a tener en cuenta son las medidas y posición de la badana en la prenda, una badana mal colocada o demasiado grande puede provocar tanto rozaduras como posicionar nuestro peso de una forma no equilibrada en el sillín. Es mejor una badana pequeña pero bien ajustada, que no una badana grande por el simple (y engañoso) hecho de que “cubre más parte”.

Fíjate siempre en el diseño y construcción de la badana, una badana que acumula toda su densidad en los isquiones y olvida la parte perineal es una mala badana, inefectiva y te va a dar muchos problemas. Es importante que las densidades estén repartidas según la zona y la presión que sufre esta.

Una buena calidad de las costuras es algo que te va a ahorrar muchos dolores de cabeza (y de culo en este caso concreto), fíjate que la costura de toda la vuelta a la badana y se cierre sobre si misma. Si no es así, tienes muchos números de que se descosa y te quedes con la badana en los dedos. Algo que también debemos tener en cuenta es que las costuras no tiren mucho de la Lycra (o el tejido del culotte en cuestión) si es así prepárate para tener que reparar el culotte en un momento u otro (o tener que comprarte otro).

Transpirable, siempre. Para asegurar un máximo confort es importante que la prenda respire y se mantenga lo más seca posible. Una badana mojada -ya sea a través del sudor o lluvia- produce extra fricción con la piel, que se puede convertir en irritación muy fácilmente. Una badana transpirable expulsará la humedad y se mantendrá seca proporcionando así un comfort mucho mayor encima la bicicleta.

Espuma "con memoria"

Un nuevo culotte puede sentar genial las primeras dos salidas pero al cabo de unas semanas, después de haberse lavado unas veces puede perder forma y su rigidez si no es de calidad. Las mejores badanas guardan tu forma y no se achatan con el tiempo.

Las mejores badanas reconocidas como tal son las de Elastic Interface, visten a la inmensa mayoría del pelotón del Tour de Francia y son nuestras elegidas para ésta temporada.

Comment